Timbres y otras ocurrencias

Como ya he comentado, la heráldica en Chile es una ciencia/arte que va a la desaparición, es por esta razón que, a diferencia de otros países, las reglas heráldicas para el diseño de escudos en el país no están normalizadas, lo que repercute directamente en las licencias que se tomarán los diseñadores al dibujar escudos municipales.

Al revisar los escudos municipales que “cumplen” con reglas heráldicas podemos ver que la licencia de los diseñadores también se extiende al timbre del escudo. Con algunas excepciones, la mayoría de los escudos va timbrado con lo que las propias municipalidades describen como Corona Municipal

La Corona Municipal utilizada en Chile es una corona mural de ocho almenas con cuatro a la vista, en general de oro, pero en varios casos se puede encontrar de otros esmaltes e incluso con agregados. En relación a otras coronas murales que diferencian las villas, de pueblos y ciudades, se le considera la corona mural común o estándar

Corona mural municipal

Corona Municipal

Coronas murales

Coronas Murales

En las municipalidades que salen del uso de esta corona vemos yelmos y quimeras, coronas de Conde, Reales e incluso Navales. Su origen no queda claro si fueron concedidas, están en relación a la historia de la comuna o simplemente se tomaron la licencia de adoptar el timbre que se les ocurriera. Me inclino más por la última opción.

Algunos ejemplos de escudos no timbrados con corona municipal

Como podemos ver, la licencia al timbrar da para todo. Por mi parte, encuentro mucho más rica la tradición de las coronas murales que diferencian el pueblo, villa, ciudad, etc, y me encantaría ver algo así aquí, sin embargo, en un país con una heráldica tan irregular, me parece que la Corona Municipal única es una sencilla y visualmente atractiva forma de normalizar los timbres municipales. Crear un reglamento al respecto es tan sencillo y creo que no solo favorecería a la tradición heráldica sino que también a ese tan capitalista concepto moderno de “Imagen corporativa” que está destruyendo los símbolos que ya existen, en lugar de perfeccionarlos.

Anuncios

6 comentarios el “Timbres y otras ocurrencias

  1. Miguel Farah dice:

    Otra licencia frecuente en la “herniáldica” chilena (entiéndase este neologismo como la heráldica ejecutada por quienes no saben del tema y terminan violando normas elementales) es el uso excesivo del cuartelado sin un verdadero motivo. Da la impresión de que el dibujante de turno cree que un escudo de “inspiración española” necesariamente debe estar cuartelado en cruz y por ello lo hace del mismo modo, a veces forzando el uso de motivos innecesarios para “llenar” los cuatro cuarteles.

    Por otro lado, no sé de ningún escudo local que esté cuartelado en aspa.

  2. Jaime Barros dice:

    Estimado, yo tenía entendido que la corona Municipal utilizada en Chile es de seis almenas y que se muestran cuatro, esto dado que las que estan en los extremos son las que se verían también por el lado opuesto.

    Saludos

    • En todas las descripciones que he leído siempre ha sido de “ocho almenas con cuatro a la vista” y en ocasiones dicen de “cuatro torres” nada más. Nunca la he leído descrita con 6. Tendría que buscarlo

      • Jaime Barros dice:

        Estimado, la regla para representar gráficamente las coronas y sus adornos cuando la cantidad de elementos es par, es la de mostrar la mitad de los elentos más uno.

        En la imágen que muestra en el artículo hay diferentes versiones de coronas murales por ejemplo analicemos la corona de Pueblo, en ella se ven 3 almenas por lo que sabemos que en total la corona tiene 4, las coronas de Villa y la de Ciudad son las que tienen 8 almenas.

        Para comprobar lo anterior revisemos lo siguiente, en la corona de Villa se muestan cuatro puertas que no están exactamente bajo las almenas por lo que se puede asegurar que al estar intercaladas con las almenas, la corona tiene 8 almenas y 8 puertas, lo mismo pasa con las garitas de plata que tiene la corona de Ciudad.

        Dado lo anterior si os fijais bien en la corona Municipal las almenas se intercalan con ventanas, y solamente se muestran 3, al estar intercaladas nos indica que la cantidad de ventanas y almenas son 6.

        Xavi Garcia (heraldista al que ya ha hecho mención en este blog), detalla bastante bien las coronas murales en un artículo del años 2011 (http://dibujoheraldico.blogspot.com/2011/06/coronas-murales-i.html)

        Imporante decir también que esta regla de representación se aplica a las gemas y diademas en las coronas realeas y nobiliarias.

        Este error heráldico es muy común, y lo he visto en funtes bastante confiables.

        Saludos y felicitaciones nuevamente por la iniciativa

      • Muchas gracias por la aclaración. Todo aporte se agradece 🙂

Bienvenido improbable lector a dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s